Cilindro de Marboré (3.325m.)


Este fin de semana montañeros del Club Litera de Binéfar han ascendido hasta el balcón de Pineta para realizar una actividad de alpinismo en recuerdo de Lorenzo Sierra. Por la cara norte del macizo de Monte Perdido y en uno de los rincones mas hermosos del pirineo, los montañeros de Binefar realizaron la ascensión al pico Cilindro de 3325 metros una actividad técnica y de gran sabor alpino.

La actividad comenzó en la pradera de Pineta,donde los montañeros comenzaron a caminar, cargados con pesadas mochilas en las que había que transportar el material de escalada, además de las tiendas, sacos y todo lo necesario para pasar 2 días por encima de los 2500 metros. Poco a poco van quedando a sus pies los 1300 metros que separan al balcón de la pradera y aparece el magnifico glaciar colgado del Monte Perdido, una maravilla que tiene los días contados. En tan singular paisaje los montañeros de Binefar tuvieron su casa por un día, con jardín en el glaciar y terraza sobre el valle de Pineta, es imposible describir la grandeza del paisaje que les rodea.

Al día siguiente antes de salir el sol los montañeros del Club de la Litera, preparaban sus equipos para la escalada del Cilindro de Marbore y los primeros rayos del sol les alcanzaban en la primera dificultad del día. Tras escalar el muro rocoso empinados neveros les conducen hasta el collado del Cilindro desde donde ya se ve la la canal por la que han de ascender a su objetivo,desde aquí impresiona. Bien sujetos con piolets y crampones, la verticales laderas van cediendo al esfuerzo de los de Binéfar que se plantan bajo la chimenea y comienzan la trepada. Los mas atrevidos no utilizan las cuerdas que se han montado para proteger el paso que no es muy difícil,pero una caída sería fatal.Por encima de la chimenea el terreno es mas fácil y no hay nieve, lo que permite una cierta relajación para disfrutar de magnificas vistas sobre la famosa escupidera de Monte Perdido por la que están ascendiendo una procesión de montañeros. Un pequeño muro es la ultima dificultad  para acceder a la cima de este coloso que nos premia con unas vistas increíbles en un día de climatología inmejorable. Sin duda la escalada al pico Cilindro ha sido una magnifica actividad para recordar a nuestro amigo y compañero Loren, al que tanto echamos de menos todos los que tuvimos el placer y la suerte de hacer montaña con él. “Siempre con nosotros” es mucho mas que una frase, es un sentimiento que nos une a todos los que fuimos sus amigos. Rapelando los pasos de roca y con mucho cuidado en  los neveros volvemos al balcón a recoger el campamento y continuar descendiendo hasta la pradera donde llegamos extenuados después de 12 horas de actividad.

Fotos

Video

Video grabado con un dron en la zona el mismo día de la actividad. Por Alberto Llorente.

Deja un comentario